Salamanca

Salamanca1

Salamanca ha quedado vinculada a la Historia Universal por una serie de hechos y personalidades que llegaron a marcar la evolución de la sociedad occidental:

  • La creación de la primera gramática del castellano en 1492 por Antonio de Nebrija, el célebre Grammatica. Fue el primer estudio de las reglas de una lengua europea occidental que no era el latín y este hecho marca el inicio del Siglo de Oro español.
  • Los preparativos de Cristóbal Colón para su primer viaje en el Descubrimiento de América. El Claustro de la Universidad de Salamanca se llegó a reunir en consejo para tratar su proyecto. Durante estos años, Colón logra el apoyo de los dominicos, hospedándose en el Convento de San Esteban. El astrónomo salmantino Abraham Zacut fue su gran apoyo científico para el viaje.
  • La primera mujer universitaria del mundo: Beatriz Galindo, «la Latina».
  • La primera mujer profesora de universidad del mundo, Lucía de Medrano, durante el curso 1508-1509.
  • La defensa de los derechos de los indígenas del Nuevo Mundo por parte de la Escuela de Salamanca, que con Francisco de Vitoria a la cabeza, reformuló el concepto de Derecho natural, renovó la Teología, sentó las bases del derecho de gentes moderno, del derecho internacional y de la ciencia económica moderna y participaron activamente en el Concilio de Trento.
  • En dicho Concilio, los matemáticos de la Universidad de Salamanca propusieron al Papa Gregorio XIII el calendario que se vino a conocer como calendario gregoriano y que actualmente es utilizado en todo el mundo.
  • El hecho de que el primer bibliotecario con sueldo de la historia se dio en la biblioteca antigua de la Universidad de Salamanca.
  • La traducción parcial de la Biblia al español, hecha por Fray Luis de León.
  • El libro impreso sobre ajedrez moderno más antiguo conservado, Repetición de amores y arte de ajedrez, del religioso Luis Ramírez de Lucena, publicado en Salamanca en 1496.
  • La estancia de Miguel de Cervantes Saavedra, posible alumno de la universidad, que influyó en sus libros: el entremés La Cueva de Salamanca, Don Quijote de la Mancha en el que hace referencias a Salamanca mediante el personaje del bachiller Sansón Carrasco, La tía fingida y El licenciado Vidriera con la cita:

“Salamanca que enhechiza la voluntad de volver a ella a todos los que de la apacibilidad de su vivienda han gustado”

Salamanca2 

En el siglo III a. C., Aníbal, en su avance por Iberia, sitió y conquistó la antigua ciudad de Helmantica (Salamanca). La leyenda cuenta que los salmantinos rindieron la plaza sin oponer resistencia y salieron de la ciudad; pero las mujeres llevaban bajo sus vestidos las armas de los varones, con las que luego sitiaron a los cartagineses dentro de la ciudad.

Con la caída de los cartagineses ante los romanos se consolidó la ocupación romana y la ciudad comenzó a adquirir cierta importancia. Pronto se convierte en un enclave comercial básico debido a su situación privilegiada como vado sobre el río Tormes, que a su vez la convierte en el extremo final de una de las más importantes calzadas romanas de Hispania, la Vía de la Plata. Para esta calzada se construyó el puente romano (siglo I) del que aún hoy se mantiene en pie la mitad norte (la otra mitad tuvo que ser reconstruida en el siglo XVII tras la Riada de San Policarpo).

Con el fin del Imperio Romano, los alanos se establecen en Lusitania y la ciudad pasa a formar parte de esta región. Posteriormente los visigodos conquistan la ciudad y la anexionan a su territorio. Se tienen pocos datos sobre el desarrollo de Salamanca en la época visigoda, solamente se sabe que en el siglo IV la muralla romana se amplía con torreones sobre el mismo trazado, y que la fábrica de la cerca anterior quedó destruida prácticamente en su totalidad. Se sabe que en 589 la ciudad era sede episcopal pues figura entre las ciudades que enviaban obispos a los concilios de Toledo.

En el año 712, con la invasión musulmana de la península, Musa ibn Nusair conquista la ciudad. Durante la Alta Edad Media, la zona quedó como tierra de nadie y gran parte de sus núcleos de población resultaban destruidos con frecuencia por las frecuentes incursiones (algaradas) de los árabes. Salamanca quedó reducida a un núcleo carente de importancia y casi despoblado, aunque se mantuvo intacto el puente, con algunos pobladores en los alrededores. Los sucesivos intentos de los reinos cristianos de estabilizar la zona originan no pocos choques con las expediciones musulmanas hacia el norte, que provocaron diversas escaramuzas y batallas, como la de Alfonso I en 754, que acaban por arrasar lo que queda de urbano. La zona permanece prácticamente despoblada hasta que tras la importante victoria cristiana, en la batalla de Simancas del año 939, se inicia una tímida repoblación de la zona ribereña del Tormes que no tendrá ningún éxito frente al todavía todo poderoso Califato.

Tras la conquista de Toledo por Alfonso VI, en el año 1085, se produce la repoblación definitiva de la ciudad. En 1102, Raimundo de Borgoña se dirige a la ciudad con un nutrido grupo de pobladores de diversos orígenes, por orden de su suegro Alfonso VI. Cada uno de estos grupos se instaló en una zona diferente de la ciudad. Francos, serranos (de las serranías de Urbión, la Demanda y Covaleda, entre las actuales provincias de Burgos, Soria y la Rioja), castellanos, portugueses, mozárabes (poblaciones hispano romanas o hispano godas que huyeron del dominio musulmán), toresanos, judíos y gallegos fundaron sus respectivas Iglesias y parroquias. De todos los grupos repobladores el más importante era el de los serranos, también llamados los guerreros-pastores, dedicados exclusivamente al cuidado de sus ganados y a la guerra. No hay que olvidar que toda la Extremadura medieval, territorio comprendido entre el Duero y el Sistema Central, era conocido en las crónicas árabes como "País de los serranos".

Todavía hoy existe una calle, "Serranos", en torno a la cual se aglutinaba este colectivo repoblador.

Salamanca3 

Se restaura su Diócesis (siendo el primer obispo Jerónimo de Perigord) y se comienza a construir la catedral, a cuya vera nacen unas escuelas que serán el germen de la Universidad.

Con la muerte del emperador Alfonso VII, acaecida en 1157, y la división de los reinos de Castilla y León entre sus hijos Sancho y Fernando, la situación para la ciudad y el territorio salmantino cambió de forma sustancial, al encontrarse sus pobladores incluidos en un reino -León- con el que no tenían demasiadas cosas en común, mientras sus parientes abulenses, principalmente, y también los segovianos, unidos por fuertes lazos, no sólo familiares, sino también económicos y sociales, se encontraban incluidos en otro reino, Castilla, con el que no tardaron en empezar los enfrentamientos.

A esta separación no fue ajena la sublevación de los caballeros salmantinos, con el apoyo de los abulenses, contra su rey y que finalizará con la derrota de los salmantinos en el arroyo de la Valmuza: con ella, no sólo se puso fin al protagonismo de las milicias concejiles salmantinas, que sucumbían ante la imposición del rey, poniendo fin a las razias en los territorios fronterizos, fuente muy importante de poder y de ingresos, sino que también se ponía fin a toda una forma de vida capaz de conformar la personalidad de todo un pueblo.

En el año 1230, bajo el reinado de Fernando III el Santo, se unen definitivamente los reinos de Castilla y León. El obispo de Salamanca, Martín Fernández, fue el primero en reconocerlo.

En 1218, el monarca Alfonso IX de León otorga a las escuelas catedralicias el rango de Estudio General que, en 1253, se convertiría en Universidad de Salamanca por real cédula de Alfonso X, posteriormente ratificada por el papaAlejandro IV (1255). La universidad alcanzaría con el tiempo un gran prestigio.

El 12 de agosto de 1311 nació entre sus muros el único rey de Castilla que ha dado la ciudad, Alfonso XI el Justiciero. Accedió al trono con catorce años y conquistó Gibraltar al mando de las milicias castellano-leonesas, en las que destacaba la nutrida presencia de contingentes salmantinos.

Durante el siglo XV, Salamanca fue el escenario de grandes rivalidades entre las familias nobles de la ciudad, articuladas en dos bandos que se repartieron la ciudad: el de San Benito y el de Santo Tomé. Con el auge de la Mesta, Salamanca adquirió importancia como centro de manufacturas pañeras y como exportador de lana.

Salamanca4 

Como el resto de núcleos históricos de la Corona que tenían representación en Cortes, Salamanca se unió al movimiento de las Comunidades de Castilla (1520) contra los nuevos impuestos que reclamaba Carlos I en las Cortes y en defensa de sus manufacturas textiles contra los privilegios de los exportadores de lana. Tras la derrota de los Comuneros el rey Carlos I hizo desmochar las torres de los palacios de los salmantinos que se adhirieron a la revuelta.

El siglo XVI fue la época de mayor esplendor de la ciudad, tanto en la demografía como en la vida universitaria, gracias al prestigio de sus profesores, con la llamada Escuela de Salamanca (se calcula que Salamanca tenía unos 24.000 habitantes y hacia 1580 se matriculaban cada año 6.500 estudiantes). Después se unió a la decadencia generalizada de las ciudades de la Corona de Castilla en la meseta norte (12.000 habitantes en 1651).

En el siglo XVIII tuvo un importante renacimiento económico y cultural, que propició la terminación de la catedral Nueva (cuyas obras habían estado paradas durante casi un siglo), la construcción de su imponente plaza mayor barroca en 1729 y permitió rehacer muchos de los edificios monumentales dañados por el terremoto de Lisboa de 1755. En el aspecto cultural, también se notó el influjo de la Ilustración de los Borbones en la Universidad en el último tercio del siglo.

Durante la guerra de la Independencia, Salamanca fue ocupada por las tropas del mariscal Soult en 1809 y permaneció en manos francesas hasta la batalla de los Arapiles (1812), en la que vencieron los ejércitos aliados bajo el mando de Wellington. Durante la ocupación, los franceses construyeron defensas y, para obtener materiales, destruyeron una importante parte de los edificios salmantinos, especialmente del barrio llamado de Caídos (derruidos), donde se levantaban conocidos colegios mayores de la Universidad, de los que no queda ni rastro. El peor momento llegó cuando Fernando VII cerró las universidades españolas. A partir de la reapertura, la de Salamanca quedó reducida a una universidad de provincias.

Por la provincia de Salamanca actuó el guerrillero y militar salmantino Julián Sánchez "el Charro" al mando de la unidad Lanceros de Castilla.

En 1873, tras proclamarse la Primera República, Salamanca sufrió un levantamiento cantonalista que fue sofocado.

                         Salamanca5      Salamanca6

Durante el resto del siglo XIX la ciudad experimentó una leve recuperación al ser nombrada capital de provincia y al haberse construido el ferrocarril que unía Francia con Portugal, y que pasaba por la Meseta (Medina del Campo y Salamanca, 1877).

En este primer periodo republicano se acomete el primer intento serio de regionalización, se trata de, siguiendo el ejemplo americano, dividir el territorio español en Estados, teniendo cada uno sus instituciones propias. Salamanca se adhiere al Estado Federado de Castilla la Vieja. Un pronunciamiento militar se llevó por delante La República y de paso la iniciativa regionalizadora del Estado Federal.

La sublevación del ejército contra la Segunda República triunfó en Salamanca desde el primer momento. Durante la Guerra Civil, entre octubre de 1936 y noviembre de 1937, el Palacio Episcopal fue residencia y centro de mando del general Franco. La ciudad fue también sede de las organizaciones falangistas y de algunos Ministerios.

Tras la guerra se concentraron en Salamanca los documentos incautados por el Ejército sublevado a medida que iban ocupando el territorio que había defendido a la República, con lo que se creó un gran archivo documental sobre la guerra civil española (Archivo General de la Guerra Civil Española). La parte de este archivo perteneciente a Cataluña fue trasladado a Barcelona en la primavera de 2006, tras grandes disputas entre el ayuntamiento salmantino y el gobierno español, y manifestaciones populares. El ayuntamiento de Salamanca, presidido por Julián Lanzarote (PP), cambió el nombre de la calle en la que se encuentra el archivo, de «Gibraltar» (nombre que homenajeaba a las milicias salmantinas que fueron con Alfonso XI a la conquista de Gibraltar) a de «El Expolio», como señal de protesta tras el traslado de los «papeles de Salamanca» a Cataluña.

Salamanca7  Archivo de la guerra civil en Salamanca


En 1988 Salamanca fue declarada Ciudad Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. En 1998, por acuerdo de los Ministros de Cultura de la Unión Europea, Salamanca fue designada junto a Brujas, Capital Europea de la Cultura para el año 2002.

Personajes Ilustres de Salamanca

Abraham Zacut: matemático, astrónomo e historiador.  

Salamanca8  

Alfonso XI de Castilla: Bisnieto de Alfonso X el Sabio y rey de Castilla y de León.

Antonio Llorente Maldonado de Guevara: Lingüísta.

Basilio Martín Patino: Director de cine.

Beatriz Galindo, la Latina: Profesora de latín de Isabel la Católica (siglo XV).

Salamanca9

Carmen Martín Gaite: Escritora.

Charo López: Actriz.

Damián Villar: Escultor imaginero.

Diego Pisador: Vihuelista y compositor.

Diego de Torres y Villarroel: Escritor, poeta, dramaturgo, médico, matemático, sacerdote y catedrático de la Universidad de Salamanca. 

Salamanca10

Emilio Alarcos: Lingüista y miembro de la Real Academia Española de la Lengua.

Filiberto Villalobos: Médico y político, ministro de la Segunda República.

Francisco Maldonado: Comunero.  

 Salamanca11

Francisco Rodríguez Adrados: Filólogo, miembro de la Real Academia de la Lengua y de la Real Academia de la Historia.

José María Gil-Robles: Abogado y político.

Juan del Enzina: Poeta, músico y dramaturgo.  

Salamanca12

           Si habrá en este baldrés mangas para todas tres.  .  .

Julián Sánchez, «El Charro»: Militar.

Manuel Parada: Compositor.

Rafael Farina: Cantaor.

Tomás Bretón: Compositor. 

Salamanca13

Además, Salamanca ha tenido la suerte de contar entre sus ciudadanos con personajes como Fray Luis de León, Miguel de Unamuno o Gonzalo Torrente Ballester.

               Salamanca14        Salamanca15        Salamanca16

Lugares

La Plaza Mayor de Salamanca fue construida entre 1724 y 1755 y se tiene por la más bella de España, modelo de plaza monumental porticada, de estilo barroco, del XVIII e iniciada por  el arquitecto Alberto de Churriguera con la característica decoración española de placas recortadas.

Salamanca17

Alberto Churriguera Ocaña nació en Madrid (barrio de Lavapiés) el 7 de agosto de 1676 y murió en el municipio toledano de Orgaz (que hemos visitado recientemente) el 27 de febrero de 1750. Arquitectoespañol del barroco, miembro de la familia Churriguera. Fue Maestro Mayor de la Catedral Nueva de Salamanca e inició las obras de la Plaza Mayor de Salamanca en 1728. Realizó dos lienzos de la Plaza, así como otros importantes trabajos en Madrid y Valladolid.

La Catedral Nueva se construyó entre 1513 y 1733 conservando la vieja. En un principio pensaron derruirla, aunque se impuso el criterio de mantenerla abierta al culto mientras se realizaba la construcción de la nueva. Al terminar las obras en el siglo XVIII, reconsideraron la idea de destruirla y por esa razón se conserva actualmente. No obstante, el muro derecho de la Catedral Nueva se apoya sobre el muro izquierdo de la vieja que quedó parcialmente reducido con la nueva construcción, por lo que hubo de ser reforzado hacia el interior del antiguo templo. La torre de la nueva catedral, que hubo de ser reforzada en el siglo XVIII tras el Terremoto de Lisboa, se había construido sobre la torre de las campanas de la Catedral Vieja. Junto con la de Segovia, son las últimas en construirse en estilo Gótico tardío y rematada en estilo Barroco.

Salamanca18

La Catedral Vieja Se comenzó a construir a poco de restaurarse la diócesis de Salamanca, tras la reconquista, por iniciativa de su primer obispo, Jerónimo de Perigord (m. en 1120), en el momento en que el románico estaba dejando paso al gótico, algo que es apreciable en la diferencia existente entre los pilares y los arranques de las bóvedas de crucería, ya que no existe continuidad constructiva entre ellos, al ser ideados los primeros para soportar una bóveda de cañón se finalizo en 1236. Estuvo a punto de ser destruida ya que al proyectar la Catedral Nueva. En planta la nave izquierda aparece más estrecha, y le falta parte del brazo del crucero, consecuencias de la construcción de la Catedral Nueva.

Se trata de un edificio de planta basilical, en cruz latina y tres naves, crucero marcado y cabecera formada por tres ábsides semicirculares, que muestran ventanas con arcos de medio punto al exterior. Dado el carácter fronterizo de Salamanca, fue proyectada también como fortaleza, ahora no tan visible, puesto que han desaparecido las almenas de la Torre Mocha y la cubierta de la nave, antes en terraza transitable, se ha cambiado por otra de teja árabe. Por eso se la conoció popularmente como fortis salmantina.

Salamanca19

La Universidad de Salamanca (en latín Universitas Studii Salmanticensis). Es la universidad más antigua de España que existe en la actualidad y una de las cuatro más antiguas de Europa abiertas actualmente, tras las de Bolonia, Oxford y París.

El Estudio General, germen de la universidad, instituido en 1218, era en ese momento el segundo más antiguo de España, tras el estudio general de Palencia (fundado entre 1208 y 1214) y además fue la primera institucióneducativa europea que obtuvo el título de Universidad por una bula de Alejandro IV en el año 1255.

Personajes que pasaron por la Universidad, entre otros

Fray Luis de León,

Francisco de Vitoria: Precursor del Derecho Internacional (un siglo antes que Hugo Grocio), principal impulsor de la Escuela de Salamanca y participante en el Concilio de Trento,

Domingo de Soto: Discípulo del anterior, participó en la Junta de Valladolid sobre la cuestión indígena y en el Concilio de Trento,

Fray Bernardino de Sahagún: Pionero en el siglo XVI de la moderna etnografía y antropología social),

Martín de Azpilcueta: Examinó por primera vez el fenómeno de la inflación, antes incluso que Jean Bodin),

Fernando de Rojas: Autor de La Celestina.

Salamanca20 

San Juan de la Cruz:

Diego de Covarrubias: Uno de los creadores del nuevo derecho adaptado a un estado moderno como eran los renacentistas

Antonio de Covarrubias: Consejero de Castilla y participe en el Concilio de Trento como Doctor de Felipe II

Antonio de Nebrija: El gran humanista y autor de la primera gramática de la lengua castellana

Pedro Sánchez Ciruelo: Gran matemático que además de en Salamanca fue profesor en Alcalá y la Sorbona Hernán Cortés: Conquistador de México

Alonso Fernández de Madrigal: conocido como El Tostado,

Mateo Alemán: Escritor español, autor de la novela picaresca "Guzmán de Alfarache"

Luis de Góngora: Uno de los más grandes poetas españoles de todos los tiempos, dentro del llamado Siglo de Oro de las letras españolas

Abraham Zacuto:  Gran astrónomo e historiador sefardí que fue consejero de los Reyes Católicos y de Juan II de Portugal

Beatriz Galindo "La Latina": Famosa por sus conocimientos y consejera de la reina Isabel I,

Luisa de Medrano: Llegó a impartir clases en la Universidad, en sustitución de Antonio de Nebrija, durante el curso de 1508-1509.

El Conde-Duque de Olivares: Valido del rey Felipe IV de España

Mazarino: Primer ministro del rey de FranciaLuis XIV

Salamanca21 

Calderón de la Barca:

Manuel Larramendi:  Pionero en el estudio del euskera,

Abd el-Krim: Presidente de la República del Rif

Pedro Nunes: Matemático, astrónomo y geógrafo portugués, uno de los más importantes del siglo XVI, donde dio clases.

Francisco Tomás y Valiente: Jurista, historiador del derecho y Presidente del Tribunal Constitucional asesinado por ETA

Agustín García Calvo: Poeta, pensador y filólogo

Enrique Tierno Galván: Como catedrático

Salamanca22 

Adolfo Suárez: Presidente del Gobierno.

La Casa de las Conchas: El estilo gótico tardío se combina con los nuevos aires del plateresco renacentista. Comienza a construirse hacia 1493 y su edificación concluyó en 1517. Hacia 1701 la casa se repara y amplía, apareciendo la fachada que da hacia la Rúa. Fue después cárcel del estudio, es decir, cárcel de la Universidad.

Es un edificio original que aúna elementos góticos, renacentistas y mudéjares.

 Salamanca23

Lo más destacable sin duda es su fachada decorada con más de 300 conchas y múltiples blasones y escudos. La valoración decorativa del muro es una de las características del Renacimiento, las fachadas de los palacios urbanos se cubren de elementos ornamentales como puntas de diamante o picos. La originalidad de la Casa de las Conchas no está solo en el motivo elegido, sino también en la disposición de las mismas que se hace a tresbolillo siguiendo la tradición mudéjar de decoración en rombo

Hay una leyenda muy extendida entre la población de la ciudad, es que la familia propietaria del edificio escondió sus joyas bajo una de estas conchas que adornan la fachada dejando documentado la cantidad escondida pero no la concha donde se ubicó, y quien quiera aventurarse a buscar ese tesoro debe aportar con anterioridad la cantidad estipulada como fianza. Si encuentra el tesoro se lleva este y recupera su aportación, de lo contrario perderá el dinero dejado en prenda.